Parque Automotor

Trnsito

Durante 2015 se empadronaron 35.679 vehículos en Montevideo, cuando la cuando Intendencia estimaba que la cifra rondaría los 24.000.

La meta era de 24 mil cero kilómetro y 1.500 reempadronamientos anuales. Pero se empadronaron 35.679 y se reempadronaron 6.842, según informó el director de Tránsito de la Intendencia, Pablo Ferrer, a la Junta Departamental.

La cifra va en consonancia con lo que ha sido el crecimiento del parque automotor en la capital. Según cifras de la Intendencia de Montevideo, en diez años se duplicó la cantidad de autos empadronados en la ciudad. En 2005 eran 267.240 y el año pasado 535.463.

Pese a que la Intendencia ha colocado miles de chapas nuevas desde que la creación del Sucive puso fin a la "guerra de patentes", siegue existiendo una morosidad muy importante en Montevideo.

En abril de este año, cuando se abrió un período de 90 días para suscribir convenios de refinanciación por deudas de Patente, el director de Recursos Financieros de la Intendencia, Juan Voelker, informó que "nos encontramos con un alto nivel de morosidad existente, a nivel del Sucive, con respecto a la Patente de Rodados. En el total del país es del 23% y aunque en Montevideo estamos un poco mejor, siendo del 21%, igualmente son cifras elevadas. Desde ahí nos pusimos a trabajar pensando en un marco de mayor fiscalización y buscando alternativas para regularizar la situación de aquellos contribuyentes que no pudieron pagar sus deudas en tiempo y forma", explicó.

Fiscalización.

Un cambio notorio con respecto a las patentes es que ya no se ven por las calles a los inspectores de la Intendencia de Montevideo, con libreta en mano, haciendo la fiscalización del pago del tributo. Esto es porque desde hace un tiempo, las multas se ponen de forma automática.

Así lo explicó el director de Tránsito de la Intendencia: "Lo que cambió fue el procedimiento de fiscalización; no es que la fiscalización no se haya hecho. De acuerdo con las normas acordadas y el Texto Ordenado del Sucive, ratificado por la Junta Departamental, la fiscalización hoy en día se realiza en forma conjunta con la aplicación de una sanción. Es decir, cuando se aplica una multa a un vehículo que tiene deuda de Patente, automáticamente el sistema aplica la multa, que es de un 25% de la deuda. Puede aplicarse hasta cuatro veces en el curso de un año y nunca con una separación inferior a 30 días. Esto es una multa fiscal, no es una multa de tránsito; es una multa por incumplimiento de obligaciones fiscales, y la genera el sistema en forma directa", indicó Ferrer en la Junta.

"No es un tema que manejemos directamente desde la División Tránsito; es una operación que realiza el Sucive en forma automática. Cuando a través del ingreso de una infracción de tránsito se constata que un vehículo está circulando teniendo deuda de Patente, el sistema le carga dicha multa", agregó Ferrer.

Fuente: El País